Septiembre 11-2001, historia, Torres gemelas; qué pasó, que vimos, que día fue

Septiembre 11-2001, historia, Torres gemelas; qué pasó, que vimos, que día fue, Pentágono, conspiración, atentados; en Nueva York, EEUU; resumen; cuantas personas murieron.

Hablemos de septiembre 11-2001 o del 11 de septiembre fatídico para Estados Unidos y medio mundo en occidente. Recuerdo que me encontraba comprando una música para la casa cuando todos los televisores mostraban las imágenes y la gente se arremolinaba a mirar con cara de espanto. Septiembre 11 2001, una fecha para olvidar, si se puediera, si fuera tan sencillo. Fue en septiembre 11 del 2001 cuando un grupo de 19 terroristas tomó el control de cuatro aviones de pasajeros en territorio norteamericano, haciendo estrellar dos de estos aviones contra el World Trade Center (las torres gemelas) en Nueva York, uno más lo hizo contra el pentágono en Washington D.C., mientras un cuarto avión se estrellaría en zona rural de Pensilvania (luego de que algunos pasajeros intentaran retomar el control del avión). El número de muertos se estima en alrededor de 3.000 personas, de 18 paises.
Los ataques aéreos tuvieron ocurrencia en menos de una hora, empezando con el secuestro aéreo del vuelo de American AirLines que cubría la ruta Boston-Los Angeles (el llamado vuelo 11). El avión despegó a las 8 de la mañana y pocos instantes después un grupo de cinco hombres armados y que al parecer portaban una bomba, tomaron el control de la tripulación y de la nave y la reorientaron hacia el Centro Mundial del Comercio (WTC por sus iniciales en inglés, de World Trade Center), en el extermo de Manhatan, Nueva York.
A las 8:45 de la mañana el vuelo 11 se estrelló contra la torre norte, a la altura del piso 107; de inmedato un fuerte incendio, producto de los 20.000 galones de combustible ardiendo (que eran los requeridos en esta clase de recorridos normales del vuelo 11). Con una población diaria estimada en unas 50.000 personas trabajando en el World Trade Center, los esfuerzos de rescate se hicieron gigantescos desde el comienzo. Cuando los bomberos corrieron a ver que podían hacer contra el fuego en la torre norte, miles de trabajadores que escaparon del impacto inicial, empezaron a evacuar dicha estructura. A las 9:03 a.m el vuelo de United Airlines que iba de Boston a los Angeles, vuelo 175, chocó contra la torre sur del WTC, matando a sus 65 pasajeros y a los tripulantes en el momento del impacto. Dicho vuelo 175 también había sido sometido por cinco secuestradores.[1] A los pocos minutos la Agencia Federal de Aviación (FAA, Federal Aviation Administration) cerró el tráfico aéreo en los aeropuertos de la ciudad de Nueva York; las autoridades así mismo cerraron los principales túneles y puentes de la zona, incluyendo Nueva Jersey.
Por primera vez en la historia la FAA ordenó el cierre del espacio aéreo norteamericano alas 9:40 a.m, ordenándose a todos los vuelos que estaban en marcha que regresaran a tierra en el aeropuerto más cercano. Mientras tanto otro grupo de cinco terroristas secuestraron un vuelo de American AirLines y dirigió su curso contra las instalaciones del pentágono, al cuartel general militar de los Estados Unidos, en Arlington Virginia, cerca de Washington D. C.; en el momento del impacto, 9:43 a.m, hizo un gran agujero en la construcción, en su lado oeste[2]. Se estima que 23.000 personas evacuaron el pentágono y se dio la orden de evacuar la Casa Blanca y sus alrededores. Pero un cuarto vuelo era protagonista de la misma crisis: el vuelo 93 de United Airlines que viajaba entre Newark, Nueva Jersey y San Francisco California, fue secuestrado por cuatro terroristas. Oyendo los planes de los sediciosos y habiendo varios de ellos llamado a sus parientes por el teléfono móvil sobre la situación y sobre lo que se proponían, deciden los ocupantes evitar que este avión se convierta también en arma de ataque y dominar a los terroristas. En el forcejeo por controlar el avión, este cae a las 10:10 a.m en las cercanías de Pensilvania, al sureste. Todo el mundo a bordo murió en el impacto. Al parecer el siguiente objetivo de los secuestradores era la Casa blanca o el capitolio de los Estados Unidos, según los expertos[3].
Pero la tragedia no había concluido. Poco antes de las 10 de la mañana, la tierra tembló alrededor del World Trade Center cuando la torre sur empezó a colapsar[4]. A pesar de que la construcción de la misma estaba apoyada por enormes pilares de acero y había resistido el impacto inicial de la colisión del avión, el fuego intenso producido por el combustible de la aeronave, había elevado la temperatura por encima de los 2.000 °F y la estructura cedió. A las 10:05 a.M la torre sur se derrumbó, enviando toneladas de escombros en las calles de Manhatan y matando a cientos de trabajadores de rescate y empleados que seguían atrapados en la torre sur. A las 10:28 de la mañana igual sucede con la torre norte. Los edificios más altos del horizonte de Nueva York habían acabado de desaparecer entre polvo y escombros [5]. 
Discriminando las muertes ocurridas durante este siniestro, podemos afirmar que 2.602 personas fallecieron en el WTC, 246 en los cuatro vuelos secuestrados y 125 murieron en el pentágono.Más de 2.100 personas heridas recibieron asistencia médica por parte de los organismos de socorro de la ciudad de Nueva York. Al día siguiente el grupo terrorista Al Qaeda se atribuye los atentados.

Los actores claves del ataque de septiembre 11 2001.
Según informes posteriores por parte de la comisión del 9/11, el plan del 11 de septiembre fue concebido y organizado por el terrorista paquistaní por el terrorista paquistaní Khalid Shaikh Mohammed (c. 1964 -), quien más tarde confesó ser el autor intelectual de 9 / 11 y muchos otros ataques terroristas. Bin Laden aprobó el plan [6]. De los 19 terroristas que ejecutaron el secuestro de los cuatro aviones, 15 eran de Arabia Saudita, mientras que los otros cuatro eran de Egipto, Emiratos Arabes, Reino Unido y El Libano. Varios de ellos, incluidos el líder del grupo, el egipcio Mohamed Atta(1968-2001), habían estado trabajando con células insurgentes en Hamburgo, Alemania, a finales de 1990. Posiblemente se hayan formado en los campos de entrenamiento montados por Bin Laden en Afganistán. Al parecer, no encajaban sus perfiles dentro del de los suicidas. Eran personas adultas, bien educadas, algunos habían vivido en Estados Unidos y Alemania durante años, integrados a sus comunidades.
Del mismo modo, se sabe que los secuestradores de las aeronaves habían vivido tranquilamente su existencia, los meses previos al asalto. Atta llegó a los Estados Unidos en el 2000. Se matriculó en una escuela de vuelo en Florida con uno de los otros secuestradores. Allí recibieron capacitación sobre como volar un jet. El resto de los atacantes llegaron cuando el verano estaba bien avanzado y algunos tomaron también clases de vuelo. Atta viajó libremente dentro de los Estados Unidos y aun al extranjero durante este lapso 2000-2001 y no se duda que haya recibido instrucciones adicionales de Al Qaeda en alguno de esos países que visitó. Atta fue el piloto del primer avión que se estrelló contra el World Trade Center. Dentro del equipaje (que no llevó para el vuelo), las autoridades encontraron instrucciones en árabe, invitando a los secuestradores a estar tranquilos en los momentos previos a la muerte y sin alarmar excesivamente a sus víctimas.
Una guerra contra el terrorismo. Los ataques de septiembre 11 2001 en Estados Unidos, por los objetivos elegidos por parte de Al Qaeda, dan pie a la primera guerra entre una red terrorista y una nación. Pero la lucha contra Al Qaeda planteaba un enorme desafío: cómo ganarle a un enemigo sin territorio propio ni ejercito ni gobierno visible. Ya vimos la respuesta de Estados Unidos.
Queda como lección que ante la nueva estrategia terrorista, se debe mejorar la seguridad en los aeropuertos y la labor de inteligencia en países. Pero sobre todo, que la globalización tiene su lado negativo (uno de los varios aspectos a considerar): puede engendrar organizaciones al margen de la ley con carácter trasnacional y con miembros en todas partes del mundo. Que la inmigración ilegal y los pasaportes fraudulentos siguen teniendo vigencia y que los grupos religiosos son fácilmente permeables a los discursos extremistas de sus líderes. Y para cerrar este comentario, que política, ideología y religión forman un poderosos coctel que puede estallar en cualquier latitud de nuestro planeta.
(Se sabe que en febrero de 2003 Mounir El Motassadeq, estudiante marroquí, fue sentenciado en Hamburgo a quince años de cárcel por su papel en el asesinato de más de 3.000 personas en las torres gemelas. Fue le primer sospechosos en ser condenado por su participación en los hechos del 11 de septiembre. Al parecer, Mounir organizó las transferencias bancarias y el pago de servicios públicos de sus compinches en Norteamérica).
[1] Cada avión pesaba más de 200 toneladas e iba a más de 400 Mph, causando graves daños estructurales a los edificios y, bloqueando las vías de escape por encima del piso 75 de la torre sur y del piso 93 de la torre norte. El derrame de combustible dentro de los ascensores propagó el incendio por todas las plantas. Se habló mucho del daño causado por la colisión de los aviones contra los edificios pero poco se han evaluado los efectos del combustible, específicamente kerosene (solvente refinado de petróleo), que al contacto con el aire forma una mezcla explosiva, por ser altamente inflamable y arder con llama invisible. Al calentarse a altas temperaturas, se descompone en monóxido de carbono y formaldehido. Del mismo modo, se sabe que el kerosene destruye fácilemente el plomo y el aluminio. Causa dermatitis, alteraciones en la visión, afecta el sistema nervioso central y, puede causar ceguera y sordera. Al calentarse el acero perdió fuerza. Parece ser que el talón de Aquiles de las estructuras eran las columnas en que se apoyaban las plantas, que tenían débiles conexiones de vigas y se habían construido con paneles prefabricados. Las vigas de acero sin protección fueron devoradas por el fuego.
[2] Al igual que los otros impactos, originaron severos incendios debido a la gran carga de combustible del avión colisionante.
[3] Hay quien dice que iba rumbo a estrellarse contra una central nuclear.
[4] Duró 53 minutos en llamas y tardó 11 segundos en derrumbarse.
[5] Se dice que 500.000 toneladas de acero viajaron alrededor de un cuarto de milla y chocaron contra el suelo a 120 millas por hora. El atrevido e innovador diseño de las torres gemelas aceleró su propia destrucción
[6] Se comenta que los ataques recibieron el nombre código de “martes santo” y fueron previstos en una reunión de Al Qaeda realizada en Kuala Lumpur, Malasia, en enero del 2000.
Ver: 

Comentarios

Entradas populares de este blog

Ley del timbre-sello-stamp act-1765

Ley del azucar Sugar act-1764-historia-Estados Unidos

Guerra Franco India-historia-que fue-causas-consecuencias-resumen